jueves, 28 de abril de 2016

Reconciliándose con Sylvia Plath para empezar




Hay una edad en la vida en la que te planteas qué harás con ella, de qué vivirás, hasta dónde querrás llegar y con quien podrás compartirla, quien será él. Tú no quieres renunciar a nada entonces, estás en esa edad y todo es posible, ¿por qué no? Confías tanto en ti...

Sería más o menos por aquella edad cuando leí a Sylvia Plath. Había que leerla porque entonces también descubrimos que íbamos a ser feministas y que escribiríamos. No exactamente que seríamos escritoras, no, eso no, pero escribiríamos. Y entonces llegó Sylvia Plath y su lucidez y su maravilloso marido y como ella... ¿qué coño había pasado en el relato? La olvidé; no la olvidé exactamente, pero la dejé ahí, casi borrada, casi olvidada, casi despreciada. Después llegarían también Janes Bowles y Camille Claudel y Virginia Woolf y tantas otras... ¿o eran todas? No es fácil. He olvidado decir que quizás la primera mujer "modelo" a la que me agarré en mi sueños fue Simone de Beauvoir, y no tenía rival, no lo ha tenido porque sus libros han ido apareciendo a lo largo de mi vida, de mis muchas vidas, siempre que me he perdido.

Pero a lo que íbamos. La conferencia de Laura Freixas sobre ¿Genia solitaria? ¿Genia y genio? ¿Genia y muso? Sylvia Plath y Ted Hughes me reconcilio por fin con Sylvia Plath y todas aquellas creadoras suicidas, locas, enamoradas. Porque el tiempo todo lo desgasta y llega una edad en la que ya no quieres ser nada, ya no tienes fuerzas y te das cuenta de que te has convertido en la mierda que por nada del mundo querías llegar a ser. Y por supuesto que no eres escritora ni creadora, te has conformado con ganarte de una forma más o menos aceptable la vida, pero también en ella se ha colado la imposibilidad de una forma que entonces no te hubieras perdonado. Casi te has borrado, casi te has olvidado, casi te desprecias. Puedes hacer una comparación casi exacta y paralela entre tu vida y la suya. Salvando la evolución social, los tiempos, las profesiones. Los problemas no aparecen en la juventud sino más tarde (Laura Freixas llegó a decirlo casi de corrido, como en voz baja), cuando aparecen los hijos, y la falta de tiempo y ya no tienes ni la energía ni la belleza de la juventud. A lo que estamos.

Laura Freixas habló del papel de la madre, o con eso quise quedarme especialmente yo porque la frase en voz baja todavía... De como cada vez que nos comportamos como madres abnegadas y dedicadas a nuestros hijos, quizás estemos beneficiando a nuestros hijos varones, pero estamos jodiendo a nuestras hijas. Seguramente también a nuestros hijos varones, pienso yo, pero estábamos hablando de Sylvia Plath.

Esta conferencia me va a dar a mi para muchos días de esta nueva vida que comienza a colarse, cuando ya no quiero ser nada, pero quiero ser y, como siempre, quiero entender el mundo y entender mi vida.

Muchas gracias, Laura!!!

PD: al día siguiente yo iba con mi amiga y vimos a Ted Huges. Casi nos morimos de risa.

lunes, 14 de septiembre de 2015

Como si una parte del pasado

"Yo te imagino sentado junto a un ventanal orientado a los primeros rayos del sol de primavera. La mente inquieta pero contenida, podrás controlarla hasta el final. ¿Qué debes hacer? Estás leyendo, quizás revisando algún poema. Ella te cuida"

Con la complicidad y la extrañeza de siempre,

domingo, 11 de enero de 2015

martes, 6 de enero de 2015

viernes, 26 de diciembre de 2014

Be original

Límites en intervalos continuos y acotados
¿Qué vas a hacer tú por tu vida?

F E L I Z 2 0 1 5 !!!

martes, 2 de diciembre de 2014

Fuera de plano, en negro

Yo sé que en los sueños apareces. No siempre, y no desde el primer momento. Todo pasa antes por un estado de desesperación largo, casi insoportable, seguido de una tristeza que es como el pozo más profundo que seas capaz de imaginar. La profundidad y su imposibilidad de retorno. Yo sé que vuelves, después de todo esto y de lo que me dejo. Anoche estuviste. Lo sé porque todavía recuerdo cierta felicidad, el recuerdo de cierta sensación de futuro. Como entonces. Y puedo llorar.

sábado, 8 de noviembre de 2014

Los dueños del verbo

Morimos de madrugada, con todos los verbos. La inquietud de la ausencia. Tus ojos azules y sus huesos, sólo sus huesos ¿Dónde estáis? Estabais, casi juntos. Cierro los ojos y me sumerjo en el río.

miércoles, 26 de febrero de 2014

Y desde el hoy para el futuro




La ingeniería, y las ingenieras, para mejorar el mundo.

domingo, 23 de febrero de 2014

Al pasado para no perder el hoy


margarita from Lela Coders on Vimeo.
Margarita Padilla / Dabne
Madrid/ Nov 2010
ENG version below

Ingeniera informática y ex Directora de la revista Mundo Linux, pertenece a esa escasa minoría de mujeres capaces de crear y mantener sistemas. Aprendió GNU/Linux y los usos sociales y políticos de las nuevas tecnologías en centros sociales okupados. Algo que en la Universidad nunca le enseñaron. Junto a otros hackers, fundó Sindominio.net (http://sindominio.net/). Ha emitido radio por Internet a través de Radiopwd, emisora realizada por un grupo de mujeres desde el hacklab de Lavapiés (Madrid), y ha publicado diversos artículos sobre acción política y sobre las nuevas tecnologías comunicativa como “El kit de la lucha en Internet” (Traficantes de sueños, 2012). En la actualidad trabaja en Dabne (http://www.dabne.net/), cooperativa de trabajo asociado constituida por mujeres y dedicada al desarrollo de aplicaciones web sobre software libre, aunque le gusta decir que su trabajo consiste en “hacer Internet”. [fuente: Medialab Prado /http://medialab-prado.es/person/margarita_padilla_]

En esta entrevista Margarita nos habla de como fue aprendiendo, sus motivaciones, asi como comparte sus perspectivas políticas acerca de las tecnologías, introduciendo concretamente la noción de soberanía tecnológica y los problemas derivados de confundir software libre con gratuidad.

ENG: Computer engineer and former Director of the Linux World magazine, she belongs to that small minority of women able to build and maintain systems. She learned GNU / Linux and the social and political uses of new technologies in squatted social centers. Along with other hackers, she founded Sindominio.net (http://sindominio.net/), an autonomous cooperatyive server for social movements. She has also been involved with a Radiopwd, a radio station developped by a group of women from the hacklab Lavapies (Madrid). She has published several articles and books on political action and the new communication technologies as for insatnce the "Fighting kit on the Internet" (Traficantes de sueños, 2012). She is currently working for Dabne (http://www.dabne.net/), a cooperative of women dedicated to the development of free software web applications, although she likes to say that her job is to "make the Internet" [source: Medialab Prado / http://medialab-prado.es/person/margarita_padilla_]

In this interview, Margarita talks about how she learned, her motivations, as well as she shares on her political views about technology, specifically introducing the notion of technological sovereignty and presenting the problems of confusing free software with free beer.

lunes, 10 de febrero de 2014

Angeles Irisarri en el Paraninfo


Qué malas somos haciendo fotos. Qué grande la Irisarri narrando la historia sin un puñetero "medio externo" en el que apoyarse. ¿Veis algún papel en la mesa? Pues no eran suyos. Por supuesto, de proyector ya ni hablamos. Qué ganas de volver a leerla.

martes, 4 de febrero de 2014

Vida social. Ensayo en su ausencia.


Intentamos retomar la vida. La vida que siempre es social. Política o literatura, nada tan social y a la vez tan vida. Para algunas. La lectura, el placer de irse de todo, de perderse y de encontrarse siempre en un tiempo completo, sin fisuras. Casi como las matemáticas, casi como cuando programas. Pero acompañada de otra voz, de otras voluntades cuando estás haciendo política.

Qué mas da, intentamos retomar algún tipo de vida que no sea la no-vida.

Volvemos a la fiesta de los premios Cálamo. Con Ampy, nada menos ;-)

Isaac Rosa y La habitación oscura:



Acordarse de ver también La vida de Adéle

Y premio Cálamo "Otra Mirada 2013" a Daniela Astor y la caja negra de Marta Sanz.

Dice Ampy que lleve los deberes hechos. Claro que sí. Presencias que arrasan con todo y todo aparece arrasado cuando llega su ausencia. Sabíamos que llegaría el día en que tendríamos que dejarlos crecer. Y nos juramos que no intentaríamos vivir a costa de su-vida. Estamos ensayando.


martes, 14 de enero de 2014

Y ahora tan frescas ;-)

viernes, 27 de diciembre de 2013

viernes, 18 de octubre de 2013

Hidrogenesse: CAPTCHA Cha-Cha


Eliminar es mucho más fácil que identificar.

miércoles, 6 de febrero de 2013

Nunca a mano ya los cuadernos


Ni los libros. Mientras miro con envidia al Capitán, que hace tiempo que lee ya solo en e-books, ninguno de los libros que me esperan en la mesilla son ya suficientes. Nada es lo mismo y nunca tengo ya mis cuadernos a mano. Puede ser eso o pueden ser otras cosas, pero siempre he necesitado los cuadernos, desde que tuve un papel y un bolígrafo con los que reflejar las palabras que también tenían sonido. Por eso es necesario seguir escribiendo aquí, porque la nube sí, para escribir en ella no necesitas nunca subir o bajar ni un piso. Y porque hemos dejado de ser disciplinadas. Ya no somos capaces de tener un solo cuaderno, precioso y propio del momento, y escribirlo desde el principio al final. Ya no lo concebimos, aunque seamos nativos secuenciales, la falta de secuencia es la verdadera identidad de los tiempos y qué más da que se pierda todo. Mientras escucho la radio, al menos la radio. Y Sua a mi lado.

viernes, 17 de agosto de 2012

domingo, 17 de junio de 2012

Vidas laborales


 Wordle: vidaslaborales
 
De cuando pensábamos que era suficiente con no vivir por encima de nuestras posibilidades para que los bancos nada tuvieran que decir en ellas.

miércoles, 11 de enero de 2012

Lo que te coloca el tiempo

El tiempo coloca a cada uno en su lugar. A mi, concretamente, haciendo las labores de casa. En mi caso quizá fuera más acertada la frase "El tiempo siempre te acaba llevando a los lugares de los que huiste", porque es obvio que las labores de casa no me interesaron nunca lo más mínimo y que, incluso, huí de ellas como de la peste.

Y aquí estoy: histérica porque todo está más sucio, más desordenado o es más feo de lo que mi percepción del mundo, en otros tiempos menos sensible o pendiente de tareas más elevadas, es capaz de aceptar. Nos volvemos locas limpiando, poniendo lavadoras, fregando paredes. Y acabamos cansadas. Porque como diría mi madre: "no estáis acostumbradas". Pues ya ves, mamá, aquí estoy, con toda la profesionalidad, el tufillo de perfección y la misma culpabilidad de siempre, pero sin base. Porque el tiempo siempre nos acaba colocando en los lugares de los que pensamos que huíamos para siempre.

Otro día hablaremos de los pueblos horribles de mi imaginario infantil y de como acabé viviendo en uno que los representa a todos, joder.

domingo, 19 de junio de 2011

Dividide y vencerás, y sus resistencias

Vienen a decir los nuevos gurús de la vida lo que ya nos dijeron los anteriores: que para resolver un problema, para conseguir una meta, hay que dividirlo en problemas más pequeñitos; en submetas, añaden.

Y yo me pregunto si para aprender a dividir (que parece un concepto fácil, pero que debería darse sólo en cursos avanzados) no habrá que ir en orden y enseñar a sumar primero en la vida. Como cuando te das cuanta de que 5 dedos de una mano y 5 de la otra son 10, y que tienes 10 dedos juguetones, diferentes y que te sirven para hacer tantas cosas.

Pasar luego por esa complicada etapa dónde la suma y la resta se sabe que son distintas pero no acertamos del todo a adivinar si la cesta de las manzanas, y las peras, tiene que acabar en una suma o en una resta. Hasta que esta última, a pesar de nuestra resistencia, acaba por imponerse como necesaria y, ciertamente, qué pocas manzanas nos quedan.

La multiplicación es cosa hecha: tablas, cánticos en compañía, algo nos dice desde dentro que volvemos a la suma.

Hasta que llegan los problemas, los reales, los de verdad, esos que sólo se dan en cursos avanzados y dónde han desaparecido las cestas, cosa de niñas, y aparecen los kilómetros, los euros, las máquinas; y nos hablan entonces de la división, la herramienta que habremos de acabar dominando si queremos cerrar nuestra vida perteneciendo al exclusivo grupo del 10% de personas que consiguen sus metas en la vida.

En lo que a mi respecta, pienso que voy todavía por esa etapa confusa entre la suma y la resta. Yo voy pasito a pasito y anda que no me queda hasta llegar, siquiera, a pensar en las metas!!!

Pienso que es peor cuando queremos saltarnos etapas y empezar directamente por la división. Porque entonces lo más fácil es que acabemos usando la herramienta únicamente para nuestras guerras. Y aquí, lo que está claro, es que es la base la que nos falla.

sábado, 11 de junio de 2011

Desmemoria

Vidas que se resumen en trozos torpes y como descuidados porque, todavía, ya no son lo que nos importa. Volvemos a optar por la vida. La siguiente.

jueves, 19 de mayo de 2011

sábado, 7 de mayo de 2011

En las crisis y en la guerras

Le prometí al Sr. Sonfór que hablaría de Un día me esperaba a mi mismo, de Miguel Angel Ortíz Albero y publicado por la editorial Jekyll & Jill. Todo en google, en blogs, en facebook, en twitter... bueno, en twitter no sé exactamente. También aquí.

Y tampoco sé exactamente que más puedo añadir o no:

Que es un libro precioso sólo apto para sensibilidades especiales (ayer escuchaba por la tele decir a un humorista que todo el mundo se considera de una sensibilidad por encima de la media; o sea que, en ese sentido, tampoco es que estemos añadiendo nada).

Y también algo más que nos recuerda este libro: que la guerra tiene muchos puntos en común con las crisis, incluso con crisis económicas como la nuestra; que no siempre somos dueños de las circunstancias que nos toca vivir, pero que pareciera que sólo hay dos estados: o crisis o guerra y que seguramente esta barbarídad que acabo de decir es consecuencia de encontrarnos en una de estas circunstancias. Y que no hay otra salida digna que el amor o los deseos o la trasformación de una realidad, la de los otros, en otra diferente y propia. Una salida, una joya. Cuando nos esperamos a nosotros mismos.

Muchas gracias, Sr. Sonfór. Me siga publicando libros, porloquemásquiera.

(borrador, luego ponemos los enlaces. Y, a lo mejor, hasta foto :-)))

Ellas

Cómo me gustan sus caras...

De los desafíos matemáticos de El Pais.

sábado, 23 de abril de 2011

A la contra

Le digo al Capitán que no volveré más a Londres, que no puedo seguirlo en sus viajes, que se busque a otro. Le digo que ya me bajé una vez de su moto para no volver a subirme nunca más en ella. Se lo digo porque él sabe que aquello fue cierto y lo de Londres quién sabe. Le digo que los chiquillos ya son mayores y que a partir de ahora deberían empezar a viajar solos. Pero el Capitán, ¿qué nuevas excusas encontrará ahora? ¿qué motores? ¿Y yo? ¿contra qué tendré que volver a definirme?

Por cierto. Nos encantó.

domingo, 20 de marzo de 2011

Tolerancia

Escribo un poco en el jardín. Sigo siendo una mujer de cuadernos. Mientras fumo y tomo café. Pronto empezaré a dar aceite a la madera y a pintar mesas y alguna pared. Pronto querrá florecer la glicinia, mientras abril se cuela.

sábado, 19 de marzo de 2011

Tecnología de bar antiguo


Esto me recuerda al bar de mi pueblo, hace muchos años, cuando al bar sólo iban los hombres. Era fácil saber dónde encontrar a las mujeres entonces. Y, a fin de cuentas, el bar sólo lo necesitábamos para comprar pipas. Y cascagüeses.

miércoles, 2 de febrero de 2011

Por supuesto












Aquí somos del Alex, ¿qué le vamos a hacer?